jesus velasco aedo

 
 
 

    Mais moi-même je n´existais plus, j´étais simplement la somme de tout ce que je voyais.


Procuramos compensar ambas miradas, de llegar a un dialogo, se trata de unificar el ver interior y el exterior, sin que ninguno llegue a imponerse y librarse de la influencia del otro; pero finalmente sucede que uno parece irrumpir en el otro, fundirse con él, y solo perdiéndose en él es capaz de encontrarse a sí mismo. Pero siempre quedan partes en las que se advierte cierta incongruencia, una cierta disarmonia, un sentido de perplejidad, casi fantasmal. Ante la dificultad de unir idea y experiencia, parece “afianzado entre la idea y la experiencia un abismo que en vano procuramos superar con todas nuestras fuerzas”

 

dibujo